Conectando coches con el consumidor

Escrito por 

Kantar TNS acaba de publicar ‘Connected Car’, que estudia las actitudes y comportamientos de los conductores en relación al coche conectado. El principal dato que revela es que 7 de cada 10 automovilistas de nuestro país se plantean comprar un coche conectado cuando deban cambiar su vehículo. Cifra muy positiva para el sector de la automoción, que en los últimos años ha volcado gran parte de sus esfuerzos en esta dirección.

 

Sin embargo, este optimismo debe ser moderado ya que el informe revela áreas de mejora e importantes insights para conectar realmente con los consumidores. De hecho, en España el 32% de los automovilistas cuyos coches tienen funciones de conectividad no saben que su vehículo es conectado.

 

El estudio revela que hay grandes áreas para atraer a los consumidores hacia el coche conectado. Como ejemplo menciona el uso de la conectividad como driver de Compra: los anunciantes deben mostrar los beneficios que puede suponer la conectividad a los consumidores. Es decir, cómo le puede ayudar a resolver sus tensiones diarias, cómo le puede ayudar en su día a día.

 

También es necesario explicar en qué consiste realmente el coche conectado y por qué son necesarios los datos personales y cómo se usarán.

 

Por último, el estudio indica que los automovilistas confían más en el trato respetuoso de sus datos por las compañías automovilísticas que por las tecnológicas. Aquí hay una gran oportunidad para que las marcas de coches trabajen este territorio, expliquen por qué tienen que ceder los datos y con qué fin.

 

Un panorama prometedor en el que debemos seguir trabajando para crear conexiones reales y de valor para los consumidores. Es nuestra obligación ofrecer el contenido y crear la conexión basada en la confianza. Sólo así nos ganaremos su corazón y el hueco de su garaje. 

 

Lo último de Orlanda Aragón