Drácula y la lluvia de balones

Escrito por 

Hace unos días estaba disfrutando en la playa con mis hijos y pasó una avioneta promocionando una reserva animal cercana a la ciudad donde veraneamos. Recordé esas jornadas de playa de cuando éramos pequeños, de cuadernos de vacaciones, de Dráculas y Frigo Pies y de la lluvia de balones de Nivea. Sí, los que lanzaban desde una avioneta convirtiendo la orilla del mar y la arena en un gran soporte publicitario de Exterior.

 

Mucho ha llovido desde entonces y -cómo no– el medio Exterior ha evolucionado y ha pasado de ser un complemento en las estrategias de medios a ser fundamental y un aliado clave en las planificaciones digitales. Así lo demuestra su crecimiento progresivo tanto en inversión – se prevé que en 2018 la parte tradicional crezca un 2% y un 10% en el área digital– como en formatos y en efectividad.

 

 

La innovación y modernización paulatina de este medio es evidente gracias a un uso más eficiente del Data, que aporta conocimiento y una mayor segmentación y personalización; a la sinergia de Digital Out Of Home con los smartphones y a los avances tecnológicos que permiten que el contacto con el consumidor se convierta en una experiencia.

 

La extracción de los insights del Data y su aplicación nos permiten obtener una mayor segmentación y llegamos a audiencias más específicas y cualificadas mediante una entrega personalizada  efectiva y contextual. De hecho, un estudio de Nielsen confirma que el medio Exterior ofrece el mayor ratio de activación digital por dólar invertido que otros medios.

 

El móvil ha tenido –tiene y tendrá– un papel clave como impulsor de la publicidad Digital Exterior, de hecho, se integrará como una fuente de Data y un soporte para la implementación de campañas. Todo son ventajas, ya que la combinación del Data con la geolocalización del móvil podremos hipersegmentar aún más las campañas y personalizar los mensajes, adaptándolos al contexto. Esto se traduce en dos palabras que a los profesionales del sector nos apasionan: Medición y Engagement.

 

Con la digitalización del medio vemos cómo han ido surgiendo nuevos soportes (kioscos, marquesinas digitales, bicicletas...) que permiten conectar con el usuario de forma no invasiva e interactuar con él. El objetivo es claro: generar una experiencia que permita llegar al consumidor de una forma eficaz, interesante y, por supuesto, original.  El Data nos permitirá personalizar más los mensajes y las nuevas tecnologías, como la Realidad Aumentada o la Realidad Virtual, nos ayudarán a sumergirle de lleno en el mundo de la marca, sintiendo y tocando.

 

En MediaCom hemos usado esta tecnología en diferentes campañas, como por ejemplo para una de las marcas de Pernod Ricard: Beefeater. En la campaña Beefeater XO se usó la Realidad Virtual para envolver el contenido y ofrecer una experiencia inmersiva a los consumidores. Así pudieron experimentar y conocer de primera mano diferentes ciudades donde se desarrollaba la acción con unas simples gafas, sin maletas, sin atascos y sin ‘¿papácuántofalta?’. 

 

Nos hacemos mayores, ahora hago los cuadernos de vacaciones de Blackie Books –se los recomiendo, son altamente entretenidos–. Ahora mi helado favorito es el de turrón y la publicidad Exterior se ha vuelto digital, inmersiva y más eficaz. Al final, eso de hacerse maduro tiene su encanto.